Flores para una boda religiosa

by

Una de nuestras principales actividades como floristería en Madrid es la organización del arreglo floral para bodas; en este sentido, nos gusta utilizar este blog como espacio para compartir con todos vosotros y vosotras las diferentes bodas que vamos realizando, encuadrándolas en estilos, propuestas, detalles…, a fin de que, bien como profesionales o aficionados al mundo del wedding planner, bien como novios y novias recogiendo ideas para nuestra boda, o bien como lectores ávidos de flores y belleza, podamos vislumbrar  . Hoy os hablaremos de los arreglos florales para una boda religiosa, pero, si os interesa, a continuación os dejamos un listado con otro tipo de estilos nupciales que ya hemos comentado con anterioridad:

Flores para una boda religiosa

Como siempre os decimos, cada boda es un mundo, pero, además de los gustos personales de los protagonistas de la boda, es decir, los novios, existen factores fundamentales a tener en cuenta como el significado de las flores, el uso de flores de temporada, o la adaptación del arreglo floral al espacio donde se va a celebrar la boda.

En el artículo de hoy, vamos a ver cómo la variación en dos pequeños detalles permite crear dos bodas o dos ambientes completamente diferentes tratándose de una boda religiosa.

¿Qué flores usar en una boda religiosa?

En las dos ceremonias religiosas que os mostraremos a continuación, hemos escogido un mismo tipo de flores y de arreglos:

  • Arbustos de boj para una boda religiosa: Por su forma, color y densidad, las flores y plantas de Boj otorgan a la decoración floral una presencia, una intensidad y un carácter de serenidad, tranquilidad, inamovilidad, certeza… ¿verdad que todos querríamos valores así para nuestro matrimonio? Por otro lado, al haberlos dispuesto en cestos de diferentes tamaños y alturas, la composición resultante es una composición muy natural, fresca, e incluso silvestre, que otorga dinamismo a esa “presencia de certeza” del verde del boj.
  • Flores de pascua para una boda religiosa: la Poinsettia, también llamada flor de pascua, pascuero, flor de noche buena etc., es una planta que ha pasado de ser exótica, a invadir nuestros hogares llegado el invierno y las fiesta navideñas y, sin embargo, nos sigue enamorando. Combinada con los boj, sus verdes, rojos y amarillos añaden un punto que, sin perder la serenidad y la elegancia, dan un colorido intenso y llamativo a la decoración.
Ahora bien, si los boj y las flores de pascua han sido nuestra elección para una boda religiosa, a continuación os vamos a mostrar cómo, dependiendo del espacio en el que se vaya a celebrar la boda, dos simples variaciones en ese denominador común, van a permitir que nos adaptemos a dos ambientes totalmente diferentes.

Una boda religiosa sencilla

La primera boda religiosa que os queremos mostrar es la que realizamos en la madrileña Iglesia Santa Benedicta de la Cruz. Un espacio precioso, sereno y amplio, en el que los boj añadían esa naturalidad fresca y presencial, y en el que el rojo intenso de las flores de pascua añadía vistosidad, pasión, intensidad. Las velas y la profusión de recipientes de cristal contribuían a añadir un toque cristalino a esa serenidad propia de iglesia.
 boda religiosa sencillaboda religiosa menos formalboda religiosa sencilla

Una boda religiosa barroca

La segunda boda religiosa que os queremos mostrar, para ejemplificar lo que dijimos de que dos pequeñas variantes en un mismo tipo de decoración nos permiten adaptarnos a ambientes y crear atmósferas completamente distintas, es la que organizamos en la Colegiata de la Granja. Al tratarse de un espacio tan barroco, con esas pilastras en tonos salmón, los recargados adornos de oro, el propio espíritu del Greco, un elemento liviano como el cristal, totalmente contrario al “horror vacui u horror al vacío” característico del barroco,  podría desentonar, por ello, dimos más presencia, respecto a la boda anterior, a la hora de colocar las velas, al mimbre. Por otro lado, en esta boda, por ese recargamiento del espacio arquitectónico, la intensidad del rojo de las flores de pascua podría haber resultado excesivo, por ello, optamos por unas flores de pascua amarillas, de tonos ópalos, que funcionasen como sombras de los intensos dorados y oros del lugar.
flores boda religiosa boda religiosa iglesia greco
Como habéis visto, un simple cambio en el color de la flor de pascua (de rojo a amarillo), y en el material de los recipientes de las velas (del cristal al mimbre), nos permite adaptarnos, con unos mismos elementos florales y ornamentales, a un espacio amplio y sereno, o a un espacio intenso, recargado y barroco.

Ningún comentario por ahora.

¿ Que piensas ?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

WordPress spam Bloqueado por CleanTalk.